Libros en pugna

Hoy al abrir la librería, lo primero que me llamó la atención fue encontrar varios libros desperdigados en el piso .
Eso solo puede ocurrir por las pilas de libros que llegan a ser derribadas por los clientes al pasar; cabe aclarar que no habían pilas…ni clientes. Lo mas extraño es que originalmente estaban en los entrepaños, eran aproximadamente veinte libros entre ellos; una obra de dos ejemplares voluminosos. Un cliente interesado los colocó personalmente juntos ya que estaban en diferentes areas de la librería .
-Los dejo a la mano para pensar si regreso por ellos – procedió a acomodarlos juntos y echo un último vistazo .
Son bellísimas ediciones empastados en piel, color verde, con grabados en letras doradas. Mas de cincuenta años de vida en excelente estado de conservación, elegantes , llamativos.
Casi inconcebible que no hubiésemos notado que habían estado “rodando” el tomo uno en un lugar diferente al tomo dos, pero suele ocurrir con mas frecuencia de la deseada por la dinámica del local; al recibir a los clientes que revisan, seleccionan. Aquí entre nos, he sorprendido a las personas platicando con los libros y una vez estuvimos midiendo para una extraña mujer que necesitaba formatos de 20 a 25 cm. Son cosas raras, pero eso es lo que hace maravilloso cuidar una librería como esta.
Reuní con desconcierto los libros tirados y procedí a ponerlos de nuevo en el entrepaño y continué con la rutina.
Pasaron algunas horas y aquí haré una pausa para aclarar que es un día lluvioso y la afluencia de clientes ha sido prácticamente nula ¿Cual no sería mi sorpresa? al volver y encontrar todos los libros del entrepaño en orden excepto los dos libros rebeldes. El volúmen dos estaba fuera del entrepaño en un librero diferente incluso . Lo que me llevó a pensar que era una decision propia de los libros y no pudé evitar imaginar que “atravezaban” por una crisis; como si se tratara de un viejo y desgastado matrimonio. El tomo dos en mi historia, es el esposo que duerme en el “sofá” para no tener que mirar a su pareja .


Compartir en facebook
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en twitter